jueves, 13 de noviembre de 2014

¿Has visto que mal navegan el mildíu y la botritis?

Las restricciones al uso de un metal pesado como es el cobre son cada vez más acuciantes. Las presiones desde los países centroeuropeos son determinantes para la prohibición de los diferentes compuestos tradicionalmente utilizados desde el siglo XIX.
En el artículo se prueba un nuevo producto que aspira a sustituir al cobre, Son compuestos de microalgas que se han probado en invernaderos de España y Francia. Lo que puede ser interesante para pruebas de campo en nuestro ambiente.
El producto (llamado ProEcoWine) es un compuesto de cepas de microalgas cultivadas en un medio enriquecido. La selección ha mostrado control eficaz en un 90% de mildíu y botritis en invernadero. Parece que está en fase de pruebas de campo, de evaluación de la concentración adecuada y de la actividad antifúngica. Lo han probado, entre otros sitios en Aldeanueva (Rioja) por primer año. Es una línea interesante, ya que el artículo menciona que el producto permite un aumento de la producción del 30% y un descenso de los costes de producción del 20%. Veremos. No obstante creo que el uso en campo de seres vivos  como son las microalgas (ya hablamos de hongos), suelen dar resultados erráticos debido principalmente a la gran cantidad de factores del medio que afectan su crecimiento, desarrollo y control.

Referencia: Bilbao, J., Tseng, E., Fuerst, M., Erb-Brinkmann, M., Schmid-Staiger, U., Ördög, V., & Egner, S. (2014). ProEcoWine: Development of a Novel Plant Protection Product to Replace Copper in Organic Viticulture. Building Organic Bridges, 2, 539-542. Enlace al artículo en Orgprints

No hay comentarios:

Publicar un comentario