viernes, 21 de diciembre de 2012

Restos orgánicos y cubierta vegetal

Los restos que quedan tras la elaboración del vino se llevan alcoholeras, se extraen  ácidos (tartárico y otros). Además de otros compuestos químicos aprovechables por la industria. Lo que ya no  interesa puede volver a la parcela de forma que, junto a otra materia orgánica, se convierta en fertilizante del viñedo.
¿Pero hay otros usos?.
Una línea de investigación que aparece publicada recientemente es el aprovechamiento de concentrados vínicos (residuo líquido final originado a partir de la extracción del alcohol de orujos y lías de vino), sobre la flora arvense. Hay varios artículos en las bases de datos científicas. Pero hoy voy a comentar el Trabajo Fin de Carrera que se leyó en la EPS Huesca hace unos meses.
El trabajo estudia la utilización de este subproducto sobre la germinación de semillas y la fitotoxicidad sobre las plantas germinadas. Los trabajos se desarrollaron en campo, invernadero y laboratorio. En campo se presentan resultados importantes de daños fitotóxicos en las especies arvenses pero sin causar la destrucción total de las mismas. A medida que pasa el tiempo se produce un incremento de la biomasa de las plantas supervivientes. Es un buen ejemplo de que lo que no mata engorda.
Sin embargo, los resultados obtenidos in vitro, confirman la inhibición de la germinación, sobre todo sobre Portulaca oleracea. También tiene un efecto de control, en invernadero, la aplicación rociada, sobre la planta crecida, sobre todo en Sonchus oleraceus.
En definitiva, se eliminan efectos sobre el medio ambiente y se aprovechan  subproductos (baratos o gratuitos) para controlar la flora arvense. Aunque hay varias cuestiones a considerar:
  1. El permiso del Comité para utilizar este u otro subproducto.
  2. La homogeneidad del subproducto según zonas y años.
  3. El efecto limitado en el tiempo que tiene como herbicida. Lo que exige ajustar el momento de aplicación.
Incluso desde el punto de vista del marketing, cualquier bodega ecológica debiera estudiar esta nueva estrategia para cerrar el ciclo del viñedo.

Referencia:
Báguena, Antonio (2012). Estudio del efecto del concentrado vínico de destilería sobre la flora arvense en el viñedo para la puesta en valor de este subproducto. Proyecto Final de Carrera. Escuela Politécnica Superior de Huesca.

Viva la revolución!!!

Estoy de vuelta. Únicamente por un acto revolucionario. No puedo cambiar la constitución. Me da vergüenza ver a ladrones y defraudadores por la calle cuando los españoles son desahuciados de sus casas. Me da vergüenza que en un año el gobierno de España haya destruido más en menos tiempo que sus colegas fascistas de 1936. Me da vergüenza que, de toda la derecha española Rajoy haya elegido a esta banda de sicarios para desmantelar el Estado español. ¿No hay ninguna persona capacitada? Echo de menos a políticos de derechas como Herrero de Miñon o  Pimentel.
Es una pena que Wert o Báñez sigan en su puesto cuando no hacen más que enterrar a su jefe. Ni siquiera sirven de saco terrero.
Es, por tanto, el motivo de mi vuelta. No puedo enfrentarme a una banda que favorece a la educación de la iglesia católica cuando desmantela la pública. O que privatiza la sanidad para favorecer a sus amigos. No quieren racionalizar el gasto. Sólo favorecer a los suyos. A sus bancos, a sus ricos evasores. Aún espero ver en la cárcel al primer banquero. Pero no se han olvidado de aumentar 800000 parados más en 1 año y destruir miles de empresas. Eso sí, tienen la mentira como excusa "la herencia recibida..."
En este país somos autosuficientes. Desde hace 200 años sólo nos matamos entre nosotros. Pero es una pena que un gobierno desorientado nos acerque a la depresión, la ira, la rabia y nos quite la ilusión de pertenecer a esta nación.
Esta semana vuelvo a publicar sobre el tema del blog